Recursos Humanos

Envejecimiento (sin deterioro) de la junta directiva

El paso del tiempo es un parámetro de salud importante, el riesgo de sufrir enfermedades aumenta. Lamentablemente nuestro organismo no sigue la misma curva que la experiencia laboral. Sufrimos un deterioro multisistémico y multicausal con los años. Sin embargo, hay buenas noticias, diferentes parámetros pueden modificarse con un abordaje integral, estamos hablando de la medicina preventiva y  programas de salud específicos e integrales.

 

Muchas veces intentamos justificar que nuestros excesos (pocas horas de sueño por viajes o proyectos laborales, ingesta de alcohol y de calorías fuera de lo razonable por comidas de trabajo) no tienen apenas repercusión ya que “somos jóvenes”. Sentimos anunciar que a partir de 35 años los procesos de envejecimiento son más evidentes y con lo cual requieren integrar rutinas de prevención (evaluaciones médicas, necesidad de suplementación, etc.).

 

Deteriorarse más rápido de lo normal puede ocurrir, es el desfase entre la edad cronológica y la edad biológica. Y es común en quien detenta puestos de responsabilidad, como en el caso de [email protected] [email protected] (podríamos medirlo, de hecho, mediante un estudio telomérico). Algunas de las razones son: el estrés (tiene efectos perjudiciales sobre ciertas regiones cerebrales, sobre la inmunidad, sobre la piel, sobre el sistema cardiovascular…), el sedentarismo (jornadas laborales muy largas que no permiten la realización de actividad física) y el sueño (recortado, interferido por el insomnio, poco reparador). 

 

Optimizar la salud y el rendimiento en todos los ámbitos, detectar o predecir problemas, prevenir enfermedades y achaques del envejecimiento  es lo que hacemos en Neolife, grupo pionero en este campo antiaging. 

 

Es la forma eficiente de practicar la medicina y la salud laboral. Esperar a que el empleado presente una enfermedad con secuelas tendría que considerarse un fracaso. ¿Cómo conseguimos el mejor manejo en la salud de los directivos? Utilizamos los últimos avances de la medicina, los que funcionan y tienen una base científica. 

 

En Neolife proponemos a nivel particular un chequeo inicial individualizado que se determina tras conocer al paciente. Puede incorporar desde pruebas para analizar el sueño, el estrés oxidativo, hasta estudios cardiovasculares completos. El cambio físico, orgánico y mental que experimentan los pacientes con un adecuado enfoque es muy llamativo. Y todo esto lo adaptamos a las necesidades de los RRHH de las empresas preocupadas de verdad por Salud y Bienestar, por estar en vanguardia en cuanto al cuidado de su Junta Directiva.

 

Los directivos son el talento motor de las empresas, sometidos a la máxima presión deben, bajo cualquier circunstancia, mostrarse eficaces. Mejorar la salud es sinónimo de aumento de rendimiento. Alguien que duerme bien goza de una mayor agilidad mental. Presentar niveles bajos o “insuficientes” de hormonas (incluso desde los 40 años) puede repercutir en la toma de decisiones críticas. La irritabilidad (presente en el déficit androgénico o en la menopausia) interfiere en las relaciones laborales y en las conductas proactivas. Es evidente que la salud es clave para el desempeño de tareas complejas. El dolor, el cansancio, las molestias digestivas son ejemplos de síntomas que repercuten negativamente en la dirección y consecución de proyectos.

 

¿Cómo identificar que estamos mejorando gracias a un programa integral de salud? Los beneficios se ven y se notan. Exteriormente podemos mejorar (piel, pelo, postura, mejoría de la silueta por pérdida de grasa y ganancia de masa muscular), internamente la evolución favorable se puede medir mediante biomarcadores metabólicos pero también por las sensaciones percibidas y por la desaparición de síntomas. En Neolife los pacientes refieren sentirse mucho mejor (disminución del cansancio, aumento de la vitalidad, mejoría del descanso nocturno y de la vida sexual, estabilización del estado de ánimo, desaparición de dolores y de molestias digestivas, etc.).

 

Es habitual con estos tratamientos mejorar la calidad de vida y rendimiento a directivas en peri/menopausia. Aquí entrarían dos conceptos importantes, la valoración global de la salud (diagnosticar todo y bien) y la terapia de remplazo hormonal bioidéntica. La reposición hormonal no es un tema accesorio, en Estados Unidos y en Canadá lo saben bien, llevan más de 40 años proponiéndola, ni tampoco puntual. No buscamos solo tratar los molestos sofocos durante dos años, nuestro objetivo es llegar a temas tan importantes como la salud cardiovascular o el riesgo de demencia derivados a futuro. Controlamos todo esto en un contexto de máxima seguridad para el paciente, aplicando rigurosos y personalizados protocolos. La terapia hormonal bioidéntica permite que las capacidades intelectuales de estas altas directivas se mantengan (sí, la menopausia sin tratamiento conlleva una pérdida de materia gris).

 

Todo el mundo tiene algún conocimiento sobre la menopausia pero el déficit androgénico del hombre adulto también existe. La secreción de testosterona va disminuyendo progresivamente con la edad y es un problema (remediable, afortunadamente). Los bajos niveles de testosterona incrementan el riesgo de cáncer (de próstata agresivo y en general por los mediadores inflamatorios producidos por una grasa visceral aumentada). La testosterona levanta el ánimo y hace cosas tan prodigiosas como facilitar la toma de decisiones. La lista de beneficios es muy larga.

 

El descanso nocturno es una angustiosa lucha para algunos. Una persona razona mejor si ha dormido bien, es evidente. Nos encontramos ante un tema complejo y su alteración, el insomnio (de conciliación, de mantenimiento) en determinadas situaciones, es el resultado de una serie de problemas (hormonas bajas, mala higiene de vida, gestión del estrés inadecuada…). Nosotros ofrecemos estudios individualizados que permiten estudiar y reponer una magnífica  hormona llamada Melatonina. En las mujeres, la progesterona también puede ser la solución. El no dormir es una queja muy frecuente entre los altos ejecutivos, constituye un problema de salud que requiere una valoración y un tratamiento sin riesgos (no se debe descansar a golpe de Lexatin).

 

España es un país referente en cuanto a longevidad, pero nadie desea, no ya pasar los últimos 4 años de vida con una demencia o dependencia, sino aumentar esta etapa a 7 o 10 años. Una vez más insistimos en que alargar la calidad de vida es posible si nos ponemos en manos de profesionales que van a llevar a cabo estrategias preventivas y un manejo global de la salud  actual. Hay que empezar desde ya. Y ahora las empresas ya pueden avanzar en esta senda, superando (sin que implique mayor esfuerzo a RRHH) los chequeos anuales habituales, para mejorar el Bienestar de sus directivos, su rendimiento y, de paso, su Employer Branding.

Autor: Dra. Celia Gonzalo Gleyzes (Equipo Médico de Neolife)

La campaña de Navidad generará 402.000 contratos, un 17% menos que el año pasado
Bayer crea 100 nuevos puestos de trabajo en Cataluña este 2022

Artículos Relacionados

Menú
REGISTRO DE ALERTAS GRATUITO
foro rrhh
Recibirás las últimas noticias, eventos y novedades sobre el sector de los Recursos Humanos.
Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de Cookies.
Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de Cookies.