Recursos Humanos

La convergencia de las mujeres se estanca en torno al 47% de las personas activas

ManpowerGroup ha compartido un avance del que ser√° el pr√≥ximo √≠ndice que presentar√° la compa√Ī√≠a. En dicho anticipo se eval√ļan las grandes tendencias del mercado del empleo femenino de las √ļltimas d√©cadas para poder presentar los cambios que podr√≠an esperarse en actividad, ocupaci√≥n y desempleo en las distintas regiones espa√Īolas la pr√≥xima d√©cada. En este an√°lisis previo se aborda la evoluci√≥n del papel de la mujer en el mercado del empleo espa√Īol de los √ļltimos 40 a√Īos y las razones de la brusca frenada en el importante proceso de convergencia femenina, tanto en mujeres activas como en ocupadas.

El estudio, conducido por el catedr√°tico em√©rito de econom√≠a aplicada de la UAB, Josep Oliver, efect√ļa una radiograf√≠a de los cambios operados las √ļltimas d√©cadas y, m√°s en concreto, lo sucedido a partir de la recuperaci√≥n iniciada en 2013 tras la crisis financiera.

Entre sus principales conclusiones se apunta a la urgencia de impulsar la doble convergencia de las mujeres hacia tasas de actividad y ocupaci√≥n parecidas a las del colectivo masculino. Para ello, seg√ļn afirma el profesor Oliver ‚Äúse deber√≠an realizar cambios en los mecanismos de conciliaci√≥n que permitan mantener m√°s tiempo a las mujeres en el mercado del empleo, entre otras medidas‚ÄĚ.

El an√°lisis revela que las tasas de participaci√≥n de las mujeres en 2021 contin√ļan cerca de 8 puntos porcentuales por debajo de las del colectivo masculino (68% para mujeres y 76% para hombres). Dicha brecha se mantiene a pesar del impulso de las mujeres inmigrantes, que han aumentado su actividad en los √ļltimos a√Īos del 2% al 9,7%.

No obstante, a pesar de que la tasa de actividad masculina es mayor, desde 1981 las mujeres han aumentado su peso en el mercado del empleo espa√Īol en un 62%, desde el 29% al 47%, lo que supone la entrada de 7,3 millones de mujeres al mercado del empleo en ese periodo. Esto refleja un cambio estructural que se explica, entre otros factores, por el aumento sustancial en la edad a la que las mujeres comienzan a abandonar su carrera profesional, que ha pasado de los 23 a√Īos en 1981, a los 45 en 2021.

Otro de los elementos que ha impulsado este cambio es el incremento de demanda de profesionales de mayor cualificación que ha generado una oportunidad para las mujeres. Entre los activos con nivel de estudios alto, el 48,9% son mujeres, frente al 38,5% masculino.

 

Diferencias interterritoriales

Haciendo foco en Espa√Īa, cabe destacar que el crecimiento de la tasa de actividad ha tenido diferentes velocidades en los distintos √°mbitos territoriales. Mientras que la media del pa√≠s se sit√ļa en un 69,7% de la poblaci√≥n femenina, destacan en la parte alta Madrid (74,9%) y Catalu√Īa (73,1%). En el otro lado del ranking se encuentran Andaluc√≠a (63,3%) y Canarias (65,8%).¬†

A nivel europeo, si se analiza la situaci√≥n de las mujeres en las distintas zonas, las diferencias son muy relevantes. Para la poblaci√≥n femenina de 15 a 64 a√Īos: el 69,7% de tasa de actividad en Espa√Īa est√° a√ļn lejos del 77% del conjunto de pa√≠ses n√≥rdicos y anglosajones, del 76% de los b√°lticos o del 74,4% de los del centro de Europa, aunque supera a los del Este y al conjunto de los mediterr√°neos. Esto implica que, para alcanzar la tasa de actividad femenina de Suecia o Alemania, con un crecimiento del 1% entre las activas, se necesitar√≠an 7 y 15 a√Īos, respectivamente.

Estas diferencias en la participaci√≥n en el mercado de trabajo se traducen en tasas de ocupaci√≥n femenina en Espa√Īa sensiblemente menores que en la UE: en 2021, mientras un 84% de las mujeres presentes en el mercado del empleo espa√Īol estaban ocupadas, esta presencia se elevaba al 96% en los pa√≠ses del centro de Europa, n√≥rdicos o anglosajones. La diferencia refleja, en primer lugar, un menor empleo femenino a jornada parcial en Espa√Īa (un 22% de las mujeres ocupadas) frente al 30% de los pa√≠ses n√≥rdicos o el 42% de los del centro de Europa. A ello hay que a√Īadir su menor peso en los servicios colectivos (administraciones p√ļblicas y sanidad y educaci√≥n, tanto p√ļblicas como privadas): un 32% de las mujeres ocupadas en Espa√Īa frente al el 41% de los centroeuropeos o al 49% de los pa√≠ses n√≥rdicos y anglosajones.

Adem√°s, el estudio simula cu√°nto aumentar√≠a la tasa de ocupaci√≥n de las mujeres en Espa√Īa si en 2021 presentaran el mismo peso que el empleo a jornada parcial o en servicios colectivos en diferentes √°mbitos europeos. En estos supuestos, dicha tasa aumentar√≠a del 84% de las activas al 88% con la misma proporci√≥n de jornada a tiempo parcial femenina que la existente hoy en el centro de Europa. Y si el empleo de las mujeres en servicios colectivos en Espa√Īa tuviera un peso similar al de los pa√≠ses n√≥rdicos y anglosajones, esa tasa de ocupaci√≥n aumentar√≠a del 84% al 98%, eliminando las diferencias hoy existentes.

M√°s de 30 directivos y profesionales de Salud se forman en el primer curso de la Escuela SEDISA de Liderazgo
Antonio Garamendi reelegido como presidente de la CEOE

Artículos Relacionados

Men√ļ
REGISTRO DE ALERTAS GRATUITO
foro rrhh
Recibir√°s las √ļltimas noticias, eventos y novedades sobre el sector de los Recursos Humanos.
Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra Pol√≠tica de Cookies.
Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra Pol√≠tica de Cookies.